Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

Plaza para ejercitar la mente y el cuerpo será replicada en 5 puntos de Rancagua

Comparte esta noticia

-La primera de ellas se ubica en Miguel Ramírez con Bombero Villalobos.El gimnasio al aire libre, con una importante variedad de máquinas, es una experiencia única en Rancagua
Anuncios

El gimnasio al aire libre, con una importante variedad de máquinas, es una experiencia única en RancaguaPor: Julio César Moreira

La máxima latina “Mente sana, en cuerpo sano”, encontró su espacio perfecto en la “Plaza Eduardo Martínez Moreno”, de Miguel Ramírez con Bombero Villalobos.
Al vagón biblioteca, destinado al fortalecimiento del conocimiento intelectual, se suma ahora el primer gimnasio al aire libre para mejorar la salud física de los vecinos del sector.
La primera instalación lleva algunos años, y recibía le denominación de “Estación del Saber”; en alusión al carro de tren en que funciona la biblioteca.
Pero, tal como sucedía en la antigüedad griega, a la concepción ateniense (la educación espiritual y del conocimiento), le hacía falta su contraparte espartana (el cultivo de lo físico corporal).
La familia Martínez Ferrero, en nombre de cuyo padre- Eduardo Martínez Moreno (Q.E.P.D.)- se hizo esa área verde, aportó los dineros con los que se adquirió el mobiliario deportivo.
Se trata de un circuito de máquinas de fuerza, flexibilidad y cardiovascular, que no tienen impacto en las articulaciones; por lo que resultan ideales para los adultos mayores, explicó el profesor de educación física, Guillermo Díaz León. Pero también para los escolares. “Están enfocadas especialmente a los adultos mayores, y con el objetivo de recuperar espacios públicos”, adujo el profesional.
Por eso, no se trata de un lugar escogido al azar, explicó el alcalde de Rancagua; Eduardo Soto Romero. “Acá tenemos varios colegios municipales, particulares subvencionados, y un centro de salud (consultorio número 3). Lo otro importante es que sólo quienes disponen de 25 ó 30 mil pesos, pueden acceder a este tipo de máquinas que están en los gimnasios privados. Lo que pretendemos aquí es que la gente carente de recursos, pueda hacer su rutina diaria de gimnasia. Especialmente los adultos mayores y los estudiantes”.
Se trata de la primera experiencia en Rancagua, afirmó; pero va a ser replicada, el próximo año, en al menos 5 puntos de la ciudad. Todos de similar característica: cerca de colegios y centros asistenciales de salud.
Lo importante de los “gimnasios al aire libre”, es que las máquinas y su instalación se hicieron pensando en los vándalos. “Están montadas sobre un sistema de seguridad que dificultan su robo, destrucción; y resistentes a la lluvia”, argumentó el profesor Díaz León.

Eduardo Martínez Ferrero, agradeció el gesto de los rancagüinos de bautizar la plaza de Miguel Ramírez y Bombero Villalobos, con el nombre de su padre.Eduardo Martínez Ferrero
“Algo debió hacer bien mi padre”

Por: Julio César Moreira

“Algo bien debió hacer mi padre para merecer esta plaza”, señaló Eduardo Martínez Ferrero al intervenir en el acto con que, el pasado viernes, el municipio, entregó a la comunidad el uso del área verde y el gimnasio al aire libre de Miguel Ramírez con Bombero Villalobos.
“Nos llena de satisfacción, el saber que, a futuro, a mi padre lo van recordar los niños, al ver el monolito con su nombre. Ya nadie se va a olvidar de él”, apuntó.
Pese a lo copioso de la lluvia y el viento imperante, los vecinos de los sectores aledaños, estudiantes y autoridades concurrieron a la ceremonia.
Teresa Soto, presidente de la Junta de Vecinos de El Manzanal, agradeció el gesto de la familia Martínez y destacó los beneficios que el mobiliario deportivo traerá a la saluda de la gente.
Resaltó el que “una vez más”, estos rancagüinos, “como era característico de Eduardo Martínez”, colaboran con el bienestar y el desarrollo de la ciudad.
El alcalde, Eduardo Soto Romero, quien encabezó la ceremonia, agradeció el aporte privado.

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios