Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

Ley permite que menores de edad puedan salir del país sólo con permiso de quien lo tiene a su cuidado

Comparte esta noticia

Anuncios

Fuente: www.camara.cl

 

   La nueva normativa faculta a un juez para que entregue la autorización para la salida del menor, en la medida que se mantenga la negativa injustificada del padre o madre de tener dicho contacto directo y regular.

    La ley es el resultado de un proyecto presentado en junio del año 2006 por los senadores PS Camilo Escalona, Juan Pablo Letelier y Pedro Muñoz, que buscaba modificar la Ley Nº 16.618, para introducir un procedimiento especial de autorización a los menores que quieran salir del país, pero que no mantienen un contacto directo y regular con uno de sus progenitores, por lo cual no tienen cómo tener su permiso de salida.

    Los legisladores señalan que la Convención de los Derechos del Niño, vigente en nuestro país, establece el derecho de los menores de mantener una relación directa y personal con sus padres de modo regular, derecho recogido en nuestra legislación por medio del llamado derecho de visitas, mediante el cual se establecen las condiciones indispensables para que dicha relación no se vea afectada por la separación de los padres.

    Y añaden que en este sentido, la legislación chilena resguarda estos principios en los procedimientos para otorgar las autorizaciones de salida del país de los menores, a través del artículo 49 de la Ley de Menores N° 16.618.

    Aquí se detallan diversas reglas, según se haya o no confiado la tuición del menor a uno de sus padres o a un tercero. El inciso cuarto del artículo citado dispone que en caso de haberse regulado el régimen de visitas, se requerirá, además, la autorización del padre a favor de quien se hubiera establecido, todo ello en cautela del derecho reconocido en la Convención sobre los Derechos del Niño.

    Sin embargo, muchas veces en la práctica resulta engorroso tener esta autorización cuando uno de los progenitores no mantiene un vínculo directo y regular con el menor o incumple sus obligaciones alimenticias y de visitas, dando lugar a que el proceso de obtener la autorización del padre o madre o la autorización subsidiaria del juez, sea lenta y complicada y que imponga una pesada carga a quien tiene el cuidado del menor.

Anuncios

    Por ello, la nueva normativa permite al juez -en el caso de incumplimiento injustificado durante los últimos meses por parte del padre o madre que no tuviera el cuidado personal del hijo, de su deber de mantener con el menor una relación directa y regular- autorizar la salida del menor del país y así prescindir en lo sucesivo de la necesidad de la autorización, en la medida que se mantenga la negativa injustificada del padre o madre de tener dicho contacto directo y regular.

    La Ley Nº 20.383, vigente desde el 24 de septiembre del 2009, incorpora el artículo 49 bis, donde se establece que un juez podrá decretar que la autorización para salir del país de un menor habilitará al padre o madre que la haya solicitado y que tenga al menor a su cuidado a hacerlo en distintas ocasiones dentro de los dos años siguientes, sin la necesidad de la venia del otro progenitor.

    Esto siempre que se acredite que el otro progenitor, injustificadamente, ha dejado de cumplir el deber de mantener una relación directa y regular con su hijo, ya sea que esté regulado judicial o convencionalmente.

    La normativa dispone que el plazo de permanencia del menor en el extranjero no podrá ser superior a 15 días en cada ocasión.

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios