Home » Reportajes » Según el municipio: 270 propiedades deberían ser demolidas en Rancagua
- En total tras el terremoto fueron emitidos 745 decretos de demolición. Si bien en julio la cifra de inmuebles decretados en estado de demolición fueron 529, hoy esa cifra aumentó en 216 viviendas. De estas dos viviendas sólo la fachada queda en pie, lo cual es muy peligroso.

Según el municipio: 270 propiedades deberían ser demolidas en Rancagua

De estas dos viviendas sólo la fachada queda en pie, lo cual es muy peligroso. Por: Alejandra Conejera
Fotos: Nico Carrasco

Al realizar un recorrido por el centro de la ciudad de Rancagua es posible apreciar que aún hay bastantes viviendas que presentan daños generales o superficiales ya sea en su techumbre o paredes. Con respecto a los datos entregados por el Departamento de Prensa de la municipalidad, 745 propiedades fueron notificadas con decreto de demolición; 213 corresponden a parciales y 532 a totales.
Si se comparan estos datos con los entregados en julio de este año por el entonces director de Obras del municipio, Patricio Letelier, quien explicó en la oportunidad que la cantidad de 529 inmuebles se encontraban con decreto de demolición, hubo un aumento bastante considerable de más de 200 viviendas. En esta fecha, según Letelier, todavía faltaba un total cercano de 270 propiedades por derribar en los distintos sectores de la ciudad, sin embargo, hoy en día esa cifra no está muy clara.
En este sentido, son diversas las viviendas que se pueden observar con daños en las arterias céntricas de Rancagua. Por ejemplo, en la calle Gamero al llegar a la Av. Capitán Ramón Freire hay una casa de color blanco que presenta serios problemas en la parte superior.
En O`Carrol, frente al Instituto Profesional Santo Tomás, también se encuentra un inmueble en bastante mal estado, que aún no ha sido demolido a pesar que puede significar un gran peligro para los transeúntes, debido a que está ligeramente inclinada hacia la vía pública.
Otra de las tantas viviendas que se puede apreciar con serios daños es una que se ubica en Zañartu que tiene desprendimiento de pared y complicaciones en su techumbre. En el sector Poniente del centro de Rancagua, específicamente en la Avenida San Martín también se pueden encontrar una serie de casa que aún no han sido derribadas. Por ejemplo, en la intersección de esta última con Ignacio Carrera Pinto, además de 2 viviendas pareadas que se están unos pasos más allá, en las cuales sólo queda la fachada en pie.
Como estas propiedades son diversas las que aún no han sido demolidas o restauradas, sin embargo, lo preocupante es que pueden significar un enorme peligro para las personas que circulan habitualmente por estos sectores de la Rancagua.

Comentarios