Home » Crónica » El invierno: lluvias, viento, frío…y enfermedades

El invierno: lluvias, viento, frío…y enfermedades

El invierno es una estación compleja para la red de salud de la región de O’Higgins, las lluvias y bajas temperaturas impactan de manera directa en la salud de los usuarios, especialmente en los niños.
Para conocer más en profundidad cómo afecta esta estación a este grupo etario, conversamos con el médico pediatra del Hospital Santa Cruz, Ramón Moncada, quién nos entrega detalles respecto a las enfermedades más frecuentes, como reaccionar y algunas medidas de prevención.

 

¿Cuáles son las principales enfermedades que llegan en período invernal?
En invierno la cantidad de patologías respiratorias aumentan en un 80% de la ocupación de nuestras camas, de ellas yo creo que podemos hablar de dos grandes grupos: las patologías infecciosas, dentro de las cuales está la bronquiolitis que es un cuadro infeccioso viral en los niños menores de un año y tenemos también una alta frecuencia de exacerbación de asma en pacientes con patologías ya de base.
Yo calcularía sin tener las cifras exactas que pudiéramos hablar de hasta un 80% de casos de bronquiolitis y asma descompensada en las épocas de invierno y de hecho las bronquiolitis son fundamentalmente por virus sincicial.

¿Cuáles son los principales síntomas?
En pediatría es algo muy importante que depende de la edad, tenemos en cuenta los síntomas, pero hay algunos que son generales o aplicables a cualquier niño, lo primero es fijarse en como respira o la frecuencia respiratoria; cada niño tiene un patrón respiratorio muy variable, si hablamos de un niño de once años, no es lo mismo que hable de un recién nacido.
Hay otros signos en general como por ejemplo ver que el niño al momento de respirar sus costillas se hunden, cualquier sonido extraño al momento de respirar llámese silbido o ronquidos deben hacer llamar su atención y ya signos más graves como por ejemplo la coloración cianótica o morada en las manos o en la boca, sin signos de alerta en este caso.

 

¿Qué deben hacer los papás una vez pesquisados estos síntomas?
Lo principal es acudir al médico con cualquiera de estos síntomas que estoy nombrando previamente, ya que siempre debe ser un personal calificado llámese médico, kinesiólogo o un enfermero entrenado el que diagnostique para poder tratar a tiempo y de forma oportuna estos casos.
Si bien la gran mayoría son cuadros virales que se pueden manejar en la casa con un buen aseo nasal con los cuidados básicos principales, hay un número que amerita otro tipo de terapia ya más importante, por eso cuando presenten los síntomas debe acudir inmediatamente a algún centro asistencial.

 

¿Qué se puede hacer para prevenir estas enfermedades estacionales?
En la prevención está la clave de todo, la clave de que un niño no acuda a la urgencia, que no termine en un área de hospitalización o peor aún en un área de cuidados intensivos.

En primer lugar los cuidados del entorno, estamos hablando de que el niño en este caso del área pediátrica debe evitar exponerse a polvo, a tierra, a cualquier olor fuerte, llámese colonia, desodorantes ambientales cuyo olor fuerte irrita la mucosa bronquial, nasal y produce este cuadro respiratorio.
La Academia Americana de Pediatría da una norma general en el caso del abrigo del niño en temporada de invierno. Si yo como adulto amerito en base al clima tres capas para salir, un niño por debajo de los siete años debe ameritar una capa más.

En el caso del niño tenemos tres puntos importantes: manos pies y cabeza que son las áreas principales que debemos proteger al momento de sacarlo al ambiente exterior porque estos tres puntos son fundamentales para mantener una temperatura adecuada en un niño que es muy fácil que logre regular mal la temperatura.

Chile en los últimos años ha recibido una población inmigrante importante y es muy cierto que quienes vienen de trópico (Colombia, Venezuela o Haití) no saben cómo enfrentar el frío del invierno. Es importante instruir a toda esta población que está llegando recién, que está pasando su primer invierno en este país respecto a la importancia de las capas de ropa.

 

De acuerdo a la edad de los niños, ¿En qué rangos de edad hay que tener más cuidado?
Los recién nacidos y durante el primer año de vida, ya que el niño todavía no tiene su esquema de vacunación completo, es mucho más fácil que ellos adquieran virus para los cuales quizás el niño más grande ya está protegido.
Por eso se puede ver que la incidencia de virus sincicial (VRS), es mucho mayor en los niños menores de un año que en cualquier otro grupo etario.

 

¿Cómo usar la red en caso de presentar síntomas?
Uno, sobretodo en el área de urgencia, ve un uso excesivo y en muchas ocasiones innecesario del servicio. Un niño que presenta obstrucción nasal que es una causa frecuente de malestar respiratorio, acuden de inmediato a la urgencia y es importante informar a los padres que uno como médico está dispuesto y con todo el cariño del mundo los atendemos y los recibimos pero es exponer a un niño que quizás viene solamente con una obstrucción nasal a un área de urgencia donde puede haber una neumonía, donde pueden haber otros virus de mayor complejidad y realmente a lo que vienen es a llevarse eso a la casa y a los tres o cuatro días el niño viene en peores condiciones.
El llamado es a hacer un uso responsable de la urgencia y en caso de molestias menores acudir a su centro de atención primaria más cercano.

Comentarios