Home » Actualidad » Experta en educación aboga en favor de incluir la formación en género en diferentes carreras

Experta en educación aboga en favor de incluir la formación en género en diferentes carreras

Claudia Matus participará este jueves en el I Congreso Interdisciplinario con Enfoque de Género en Chile, el cual contempla actividades en la Universidad de O’Higgins. La iniciativa es impulsada por la Red de Investigadoras y la Universidad Autónoma.

Marcela Catalán

Este jueves, desde las 8:30 horas en el auditorio de la Universidad de O’Higgins, sede Rancagua, se realizará el I Congreso Interdisciplinario con Enfoque de Género en Chile. La iniciativa es organizada por la Red de Investigadoras y la Universidad Autónoma, y también contempla actividades en Santiago, Concepción y Valdivia.

En la capital regional, la cita ofrecerá exposiciones de académicas y expertas en diferentes áreas. Entre ellas estará Claudia Matus, Ph. D en Educación de Universidad de Illinois y Máster en Ciencias de la Educación, mención Currículo, de la Universidad Católica de Chile, aparte de profesora de este último plantel. En la ocasión brindará la charla “La producción de la norma de género y sus implicancias para la producción científica en las ciencias sociales”. Para asistir a ésta o a otras actividades, la entrada es gratuita. Sin embargo, antes debe inscribirse a través del sitio web http://congresoredinvestigadoras.cl/.

En sus palabras, la norma de género establece que “existen condiciones o atributos naturales en hombres y en mujeres”. La situación se aplicaría “en todos los espacios públicos, es decir, en escuelas, universidades y en indagaciones científicas. Esto tiene efectos y consecuencias complejas, si observamos los altos números de violencia familiar, abusos o cómo los colegios enseñan a niños y niñas que ellos son mejores para las matemáticas o que ellas son mejores para lenguaje o arte”.

Con el fin de dar cuenta de esta situación, la experta abordará la trascendencia de pensar el género desde diferentes perspectivas, “avanzando a ese cuestionamiento”, para ofrecer formas “que nos darán más libertad para avanzar hacia una sociedad un poco más justa”.

De acuerdo con Matus, en el ámbito de las ciencias sociales, cuando no se problematizan las categorías del hombre y de la mujer, estas etiquetas son naturalizadas y no se pone entre paréntesis el origen de las mismas. “Se asumen atributos (para cada uno). De ahí para delante se generan una serie problemas.  (Pero) si se cuenta con otros discursos, conocimientos y otras teorías disponibles, se puede problematizar las mismas ideas con las cuales se parte. El asunto es que las indagaciones actuales, fundadas en ciertas lógicas de género (tradicionales), tienen complicaciones al momento de hacer las conclusiones”. En esa línea, advierte sobre los peligros de comenzar una exploración bajo definiciones sesgadas.

De ahí que abogue en favor de que en las diferentes carreras y áreas del conocimiento, se considere una formación con estudios de género. Esto, con el fin de ampliar la mirada de los futuros investigadores e investigadoras. “Las indagaciones en Medicina, muchas veces están cruzadas por categorías no sólo de género, sino que también por temas de raza, y se hacen correlaciones asociadas a ideas muy esencialistas de lo que son los hombres y las mujeres, por ejemplo, relacionando los altos números de cáncer mamario con la raza. La formación de los profesionales debería considerar aunque sea una pincelada (de estos tópicos), para que siquiera se hagan preguntas sobre lo que hacen”.

Consultada acerca de si el “mayo feminista” chileno contribuirá a hacer cambios en esa línea”, Matus se muestra esperanzada. “La interrogante que una debe plantearse es qué implica una educación no sexista. ¿Significa sólo dar el mismo espacio de participación a hombres y mujeres? Si bien eso es un avance, no es suficiente, porque contar con la misma cantidad de participación no siempre cambia la forma en que se está pensando quién es mejor para una u otra cosa. Entonces, si ahondamos en la enseñanza no sexista y en lo que implica para la transformación de la sociedad, se trata más de la formación que de cupos o cuotas para hombres y mujeres”.

“La discusión será fructífera, siempre y cuando llegue a buenos oídos, a los de alguien que entienda de qué se trata esto. Porque si se acogen las peticiones de los movimientos de este año, pero no se tiene idea de formación en género, lo más probable es que sigan reproduciendo la misma lógica de invitar a más mujeres”.

 

Inscripciones en:

http://congresoredinvestigadoras.cl/.

Comentarios