Síguenos

Destacada

Hermanos Maristas se retiran de Rancagua

Publicado

el

  • El Hermano Provincial de la Congregación Marista, Saturnino Alonso, informó que “por necesidades de fuerza mayor próximamente se trasladará a los Hermanos que integran la Comunidad de Rancagua, a otros destinos”.

Gisella Abarca
Nico Carrasco

Una tradición de 103 años de historia llega a su fin. Y es que la presencia concreta de los Hermanos Maristas en Rancagua está en retirada. Así lo informó el Hermano Provincial de la Congregación Marista, Saturnino Alonso, dando cuenta a la comunidad educativa del Instituto O’Higgins, que “por necesidades de fuerza mayor próximamente se trasladará a los Hermanos que integran la Comunidad de Rancagua, a otros destinos”.
Los Hermanos que el 9 febrero de 1915 llegaron con una presencia férrea hasta la capital regional fundando el establecimiento de educación preescolar, básica y media Instituto O’Higgins, a fin de este mes dirán adiós a la ciudad que por más de cien años los acogió como su destino residencia; lo que según Hermano Provincial de la Congregación Marista, Saturnino Alonso, no afectará la trayectoria de la entidad: “El Instituto O’Higgins, continuará su trayectoria de más de 100 años como parte viva y activa de la red marista de colegios en Chile y de la Provincia Santa María de Los Andes, bajo la animación y gobierno de las autoridades institucionales del Sector Chile”, sostuvo. Cabe consignar que actualmente la comunidad en Rancagua está conformada por tres religiosos, todos adultos mayores.


Así, con una Congregación con cada vez menos vocaciones, se concreta por segunda vez el nombramiento de un nuevo rector laico para el colegio Claudio Castillo que en marzo de 2019 y por un periodo de tres años asumirá sus funciones en el recinto educacional privado junto al Consejo Directivo con quien “tendrá la responsabilidad de continuar y proyectar la educación evangelizadora de los alumnos y alumnas del Colegio”, argumenta Alonso. Recordemos que Claudio Castillo por varios años fue profesor del Instituto O´Higgins, siendo coordinador del ciclo de tercero y cuarto medio. Posteriormente se desempeñó como rector de los colegios maristas San Martín de Curicó, Chacabuco de Los Andes y Champagnat de Villa Alemana.


A esto Hermano Provincial de la Congregación agrega que “El carisma marista que ha identificado y caracterizado a cientos de generaciones de ex-alumnos continúa vivo en la vida y misión de los educadores y directivos laicos del Instituto O’Higgins, formando buenos cristianos y buenos ciudadanos, según el proyecto de San Marcelino Champagnat”.
De este modo el establecimiento que el año 2000 comenzó con enseñanza mixta continuará con presencia Marista “los Hermanos, continuarán haciéndose presentes desde las instancias de animación y gobierno del Sector, así como participando del Directorio de la Fundación, actualmente integrado por laicos y religiosos, tal como ocurre en muchas otras obras educativas de Chile y de la Provincia Marista Santa María de Los Andes (Perú / Bolivia / Chile)”, finaliza el Hermano Provincial de la Congregación Marista.

El tradicional nombre del Instituto O´Higgins ha sido cada vez más disminuido por el nombre genérico de “Maristas Rancagua” por la institución. Así lo demuestra el home de la página web del colegio www.iomaristas.cl


Recordemos que hace un par de años se suscitó en el colegio una fuerte polémica con los ex alumnos y parte de la comunidad por el cambio de insignia de la institución, cuestión que tras los reclamos parecía no concretarse por un tiempo pero que ya se ha instalado con fuerza durante este 2018. Es más las poleras que los alumnos utilizan como uniforme, así como toda comunicación del colegio se refiere a sí mismo como “Maristas Rancagua” y no como Instituto O´Higgins, quedando el tradicional nombre relegado a un pequeño pie de página debajo del nombre utilizado.

Deportes

O’Higgins cayó 0-3 en amistoso frente a Unión Española

Publicado

el

Este viernes, en el Monasterio Celeste, los pupilos de Marco Antonio Figueroa disputaron un nuevo lance a la espera del retorno del torneo.

(FOTO: O’Higgins FC). Una derrota por 0-3 sufrió este viernes el conjunto de O’Higgins de Rancagua.

Los celestes, en el Monasterio, disputaron un amistoso frente a la Unión Española, cuadro que se llevó la victoria hasta la capital.

En este duelo, el segundo para los celestes a la espera del retorno del torneo de Primera División -hace dos semanas enfrentó a Colo-Colo en Macul-, tuvo los goles de Gary Tello, Rodrigo González y Benjamín Galdames.

Cabe consignar que, si el campeonato regresa la próxima semana, los rancagüinos reanudarán la competencia en la fecha 26 recibiendo a Curicó Unido.

Continuar Leyendo

Deportes

Fútbol Femenino luchará por el quinto puesto en los Binacionales 2019

Publicado

el

(FOTO: Secretaría de Deportes de San Juan / Binacionales 2019). Por el quinto puesto de los Binacionales 2019 luchará el conjunto de O’Higgins en el fútbol femenino.

Las representantes de la región en estos juegos juveniles, culminaron la fase grupal en el tercer puesto producto de dos derrotas y un empate, clasificando a la siguiente ronda en la tercera ubicación de su zona.

En la instancia posterior, jugada este jueves, las dirigidas por Omar Elías superaron por 3-0 a San Luis (Argentina), tantos convertidos por Aylyne Medina.

De esta manera, la Sub17 enfrentará nuevamente a la región del Maule en la definición por el quinto lugar, ya que el conjunto maulino derrotó por penales al representantivo de Valparaíso.

Cabe consignar que, desde San Juan, donde se desarrolla la versión 21 de este encuentro deportivo internacional, se señaló que «el grupo está muy bien y con un ánimo increíble sabiendo que esta semana está sumando mucho para el crecimiento y desarrollo de cada una».

Continuar Leyendo

Destacada

Editorial: Asamblea Constituyente

Publicado

el

En medio de esta crisis social que actualmente vivimos en el país con fuerza se ha instalado la idea de un cambio constitucional, como si una nueva constitución cambiase de un día a otro las crueles realidades contra la que la gran mayoría de los chilenos marcha.

Si bien un cambio en la Constitución, o incluso el realizar una nueva Constitución, no debiese ser de por sí símbolo de caos, Chile ha tenido varias constituciones a lo largo de su historia, el problema radica cuando este cambio se plantea más allá de la institucionalidad. Sea cual sea el mecanismo que se elija, si es que se opta por este camino, necesariamente debe pasar por el congreso -electo democráticamente- y terminar con un plebiscito que apruebe o rechace el texto. Ya sea un congreso constituyente que proponga una nueva carta magna, o una modificación constitucional votada por nuestro parlamentario para la realización de una “asamblea constituyente” u otro el mecanismo consensuado. Pero es en esta palabra donde radica el mayor dilema, el que sea no solo una constitución consensuada, sino que también sea fruto de un mecanismo consensuado sino se podría caer en los mismos vicios de origen que cuestionan la actual carta magna, que pese a llevar actualmente la firma de Ricardo Lagos se le cuestiona el haber sido escrita entre 4 paredes.

El problema que vemos es que este proceso que necesariamente tomará tiempo, pueda terminar siendo el detonante de un descontento aún mayor. Ya que, pasado el tiempo constituyente, sin cambiar no solo las leyes sino también la cultura y muchas otras urgencias, las grandes desigualdades persistirán y con cierta razón se podrá decir que no se ha entendido nada.

 Hay medidas más urgentes que tomar ahora, el mostrar que las personas -no los consumidores ni los ciudadanos- han sido escuchadas y comenzó un proceso de cambio, por ejemplo el que nuestro adultos mayores tengan buenas pensiones o los hospitales los insumos básicas para salvar vidas, o que las pymes que están en el suelo puedan levantarse y seguir generando empleos. Cuidado con los cantos de sirena que hablan de cambio constitucional y que hacen olvidar las urgencias del hoy, aunque también es cierto que es factible avanzar en paralelo en ambos caminos. De hecho esa debiese ser la formula.

Chile tiene la oportunidad de resolver el problema del cambio constitucional en un marco de convivencia cívica e institucional, donde no todos estarán de acuerdo en una Asamblea Constituyente, pero tener diversas visiones respecto al mecanismo óptimo de diseño de la nueva Constitución es legítimo y enriquece el debate.  La democracia solo se resuelve con más democracia.

Continuar Leyendo

Síguenos en Facebook

Lo más visto