Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnas

Educación inicial y Ética profesional: ¿Un tema olvidado?

Ética profesional ¿dónde te fuiste? ¿En qué recodo del camino te perdiste? Si aceptamos que el propósito fundamental de toda educación es preparar a las personas para la vida.


Si consideramos válido el planteamiento de Julieta Laudadío en “Ética y horizontes del quehacer educativo” que expresa: “el fin de la educación es formar personas íntegras, capaces de mantener una identidad personal y ética frente a las circunstan­cias cambiantes”.


Si concordamos con Silvestre Manuel Hernández (“Educación y Ética,) en que “el objetivo de la educación es el pleno desarrollo de la personalidad humana, ética, cognitiva, artística, así como el forta­lecimiento de los derechos humanos y las libertades fundamentales”.
Entonces es bueno preguntarnos ¿cuán preparados están los futuros Educadores de Párvulos para contribuir a ello? .


Educar implica abrir mentes y corazones, reconocer y potenciar la dignidad y unicidad del ser humano. Por ello todo acto educativo encierra una conducta ética. Sin embargo, al parecer, en esta sociedad convulsionada y en constante cambio, la ética profesional ha perdido el rumbo.
No sólo educamos con palabras sino, principalmente, con acciones: gestos, tonos de voz, movimientos, forma en que nos expresamos y, además, con lo que hacemos o dejamos de hacer. Lo que un Educador hace es más poderoso y significativo que lo que dice, por lo que siempre debe existir coherencia entre su decir y su hacer.


En el proceso educativo vamos haciendo consciente lo inconsciente y ello convierte la educación en un compromiso vivencial. El compromiso profesional de un educador supone tener claridad de lo que significa “el pleno desarrollo de la personalidad humana”, en toda su dimensión: cognitiva, afectiva y ética.


Debemos valorar al ser humano como persona y actuar en consecuencia ciñendo nuestra conducta a principios y normas morales basadas en el bien personal y social, lo que se expresa en el respeto y la aceptación del otro.


En el ámbito educativo hablamos de ética profesional, entendiendo por ella las pautas de conducta que orientan el desarrollo de las funciones propias del profesional de la educación en un marco ético.


Augusto Hortal en “Ética profesional de profesores y maestros” afirma que «Un profesional ético es aquel que hace el bien en su profesión haciendo bien su profesión». Debe tener siempre presente que su conducta sirve de modelo y, en consecuencia, su horizonte es el reconocimiento de la dignidad del otro, como otro.

Su compromiso con el educando exige respeto, responsabilidad, honestidad, empatía, tolerancia y solidaridad. Asimismo, requiere reunir condiciones tales como: generosidad, congruencia, capacidad de autocrítica, equilibrio emocional, capacidad reflexiva, creatividad y autonomía. Esta última para ser capaz de tomar decisiones correctas en momentos en que los valores morales sean cuestionados o simplemente ignorados.

Valores

Los valores morales permiten diferenciar lo correcto de lo que no lo es y sirven de guía al profesional de la educación quien es responsable de incentivar su desarrollo en los educandos”
Los primeros seis años de vida constituyen una etapa única y fundamental en la vida del ser humano. La responsabilidad y el compromiso ético del educador, en esta etapa, es apoyar el desarrollo y el aprendizaje de cada niño, reconociéndolo como un ser único, respetando su identidad, sus características personales, sus necesidades e intereses; facilitándole su descubrimiento del otro y ayudándole a aprender a convivir en armonía con el entorno.
En este encuentro interpersonal los afectos y las emociones juegan una función preponderante. Lamentablemente lo que se observa en la práctica, en muchos casos, no refleja ese compromiso ético ni esa responsabilidad profesional que se explicitaba más arriba. Algunas de las situaciones que se repiten en el trabajo con párvulos son ejemplos de que no existe congruencia entre el decir y el hacer.

Rol de la educadora

La educadora ignora al niño o niña que le está hablando. Les ordena callar “porque no es momento de hablar”. Les retira la hoja en que están dibujando “porque se acabó el tiempo.”
Cuando algunos niños se levantan de la silla les exige sentarse y “quedarse quietos”. Los ubica de 4 por mesa, en una mesa cuadrada, lo que implica que solo algunos pueden verla cuando habla.
Cuando algún niño o niña da una respuesta o entrega un “trabajo” que no se ajusta a su expectativa lo descalifica. Comenta con la Técnico, frente a los niños:

  • ¡Mira qué tonto!
  • ¡Ese negro de ahí!
  • ¡Esa anda siempre sucia!
  • ¡No le hagas caso es una pesada!
  • ¡Su mamá es una ordinaria!
  • ¡Llegó insoportable!

Cuando los niños lloran, especialmente, aunque no exclusivamente en sala cuna, se les deja llorar e incluso la Educadora ordena que no se le acoja “porque está manipulando”. En el caso de sala cuna, la Educadora impide que se les tome en brazos “porque se acostumbrará.”
Estos ejemplos son una muestra indiscutible de que algo está fallando en la formación ética de los profesionales en Educación Parvularia y eso no sólo es una asignatura universitaria, la que sí considero indispensable pero no suficiente. Es mucho más que eso. Es comprender el significado de amar lo que se hace, lo que antes se denominaba “vocación”.
El amor es la herramienta más poderosa de la educación y es la principal fuerza que impulsa el desarrollo de la persona y, como afirmaba la gran pedagoga y creadora de la Carrera de Educación Parvularia en Chile, Matilde Huici: “La formación del profesional requiere, primero, la formación de la persona”.

Ivonne Fontaine Pepper
Magíster en Educación
Académica de la carrera de Educación Parvularia.
Universidad San Sebastián.

Anuncio Publicitario
Anuncio Publicitario

Relacionadas

Actualidad

Un nuevo informe del Gobierno regional se dio a conocer en el día de hoy, en el recuento se informaron 29 nuevos contagios en...

Policial

Una llamada anónima  al ‘Fono drogas 135’ derivó en una investigación del OS7 de carabineros, desarrollada junto a la Fiscalía Local de Rancagua, así...

Tendencias

  -Cuando gran parte del país está en sus casas ante la presencia del Covid-19, se hace importante mantener altas las defensas para sobrellevar...

Coronavirus

2 personas fallecidas y 11 nuevos confirmados registró durante las últimas horas la Región de O’Higgins, así nuestra zona ahora alcanza las 16 víctimas...

Anuncio Publicitario