Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnas

OPINION: Ley de protección al empleo, una necesaria norma pero con muchas impresiones.

Isabel Avilés & Mariangela Pontigo
Abogados
laboral@avilesypontigo.cl

Con fecha 31 de marzo de 2020, el Congreso Nacional aprobó el texto del Proyecto de Ley cuyo objetivo es la protección al empleo y efectos laborales por la pandemia del coronavirus.
A la fecha de escribir esta columna, aun no es ley publicada en el Diario Oficial.

La ley tiene tres figuras principales: suspensión de la relación laboral por acto o declaración de la autoridad competente, suspensión de común acuerdo y reducción de jornada de trabajo, que beneficiarán a aquellos trabajadores que tengan contrato de trabajo y tengan cierta cantidad de cotizaciones en la cuenta individual del seguro de cesantía.

En todas las situaciones, los requisitos de acceso para trabajadores y empresas son bastantes restrictivos, pero realizables en el corto plazo por parte de los interesados. Distinto será la efectiva respuesta que puedan dar las instituciones llamadas por esta ley, para otorgar la información necesaria.

Una de las alternativas que contempla esta ley es la suspensión del empleo, por acto o declaración de autoridad en la cual se exige que las medidas sanitarias impidan o prohíban totalmente la prestación de los servicios contratados. El efecto es el cese de las obligaciones recíprocas, esto implica que el trabajador no se encontrará obligado a prestar servicios y el empleador no estaría obligado a pagar la remuneración por el trabajo convenido, manteniéndose el vínculo laboral.

La segunda figura que contempla la ley es la suspensión temporal por acuerdo de las partes, establecida para aquellos empleadores cuya actividad se vea afectada total o parcialmente, con iguales limitaciones y efectos de la suspensión por autoridad.

Y la tercera posibilidad es realizar una reducción de jornada para empresas que se encuentren específicamente en las situaciones descritas en la ley, con la correspondiente disminución proporcional de las remuneraciones, caso en el cual el trabajador podrá optar a un complemento.

El dinero, tanto del beneficio en suspensión como el complemento, primeramente, serán obtenidos de la cuenta individual del seguro de cesantía, en caso de no ser suficiente, se accederá al fondo solidario.

Sin perjuicio de que hay que reconocer un esfuerzo de nuestros parlamentarios en trabajar un par de días hasta altas horas de la noche para sacar rápidamente una ley, no es menos cierto, que se podría haber realizado con mayor precisión y con menos discusiones «ideológicas», de manera de no tener que esperar dictámenes o leyes aclaratorias para entender cómo se aplicará, porque las PYMES y trabajadores requieren inmediatez en las soluciones.

Se ha designado a la Sociedad Administradora de Fondos de Cesantía (AFC) como pilar angular de la ejecución de la ley, organismo que no tiene implementadas plataformas tecnológicas que permitan realizar –casi- ningún trámite relevante en forma electrónica, por lo que esperamos que rápidamente se puedan construir las herramientas necesarias para que empleadores y trabajadores puedan acceder con la mayor celeridad posible los beneficios de esta ley y no ver largas colas y aglomeraciones en las oficinas a lo largo del país. Es de esperar con mayores ansias, que no se repita un proceso de confusión como lo ocurrido con la clave única para solicitud de salvoconductos.

Finalmente, la ley otorga un apoyo necesario en esta crisis sanitaria a nivel mundial, que se ve precedida por una profunda crisis social a nivel local. Es el momento de que todos cooperemos en esta circunstancia única, en donde se pondrá a prueba nuestra calidad humana y valores, es por eso que, si su empresa puede seguir pagando a sus trabajadores – hágalo-, si su actividad se puede desarrollar a través de teletrabajo -impleméntelo-, si tiene la espalda económica para mantener a sus trabajadores sin hacer uso de los beneficio fiscales -úselo- y dejemos los fondos públicos para quienes realmente lo necesitan. Asimismo, si su empresa puede pagar los impuestos -páguelos-, ya que esta es la manera que tiene el Fisco para recaudar dinero y crear nuevas instancias de apoyo. No esperemos que el virus se vuelva buena persona ni que tenga un gesto con nuestro país. Siempre se ha dicho que el chileno es solidario, creemos que esta es una oportunidad única para demostrarlo.

Nota: Para acceder a un completo resumen de la ley, haga click
aquí https://www.elrancaguino.cl/2020/04/03/resumen-ley-de-proteccion-al-empleo

Comentarios
Anuncio Publicitario
Anuncio Publicitario

Relacionadas

Actualidad

Un nuevo informe del Gobierno regional se dio a conocer en el día de hoy, en el recuento se informaron 29 nuevos contagios en...

Tendencias

  -Cuando gran parte del país está en sus casas ante la presencia del Covid-19, se hace importante mantener altas las defensas para sobrellevar...

Policial

Una llamada anónima  al ‘Fono drogas 135’ derivó en una investigación del OS7 de carabineros, desarrollada junto a la Fiscalía Local de Rancagua, así...

Coronavirus

2 personas fallecidas y 11 nuevos confirmados registró durante las últimas horas la Región de O’Higgins, así nuestra zona ahora alcanza las 16 víctimas...

Anuncio Publicitario