Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

El público retornó al estadio en agónica victoria de Audax.

Comparte esta noticia

Anuncios

Por: Ricardo Obando.

Fotos: Marco Lara.

 

517 días pasaron para que, en el fútbol profesional chileno, los hinchas regresaran a las tribunas. Eso se vivió el viernes por la noche, en el estadio El Teniente.

Rancagua, como epicentro del balompié nacional, tuvo su partido número 46 de este 2021 y este marcó un hito.

Después de varias semanas de preparación, de confección de protocolos, de idas y venidas ante las autoridades, al fin los fanáticos presenciaron un partido en vivo y directo.

En una fría jornada en la capital regional, 210 fueron los forofos que se atrevieron a ir al Mundialista, la gran mayoría provenientes desde la capital.

Como lo informó el elenco audino durante días previos, solo podían ingresar personas que estaban en el sistema interno del club. Esto es, que asistieron a algún encuentro del cuadro de colonia en La Florida.

De ahí que, al ser una jornada laboral y con un traslado de por medio, solo 210 acudieran al llamado.

Y ellos llegaron temprano. Dos horas antes del juego se arrimaron por las puertas de Almarza y Freire. Audax solicitó abrir la tribuna andes y la marquesina. A diferencia de lo que ocurrirá con O’Higgins y Universidad de Chile, que para sus partidos concretaron un aforo mayor.

Pero los hinchas, disfrutaron a concho un lance que no fue bueno. Pocas llegadas de gol, mucha lucha de medio campo, pero un desahogo final, fue lo máximo para ellos. La anotación de Fabián Carmona, en el tiempo de agregado, fue gritado con todo. Así, después de más de un año y medio, volvieron a la cancha. Ya será el turno para los rancagüinos, que recién a fin de mes podrán acudir, considerando que el “Capo” recién ahí jugará como local, frente a Everton de Viña del Mar.

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios