Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

Día Mundial del Agua: haciendo visible lo invisible

Comparte esta noticia

Anuncios

Hoy, como cada 22 de marzo desde 1993 se celebra el “Día Mundial del Agua”, fecha declarada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) con el objetivo de generar conciencia sobre la importancia de este preciado líquido para la existencia de vida en el planeta. El 97.5 % del agua en la tierra corresponde a agua salada, y sólo el 2.5 % restante a agua dulce esencial para la vida. Según el International Groundwater Resources Assesment Centre (IGRAC), el 30 % del agua dulce en el mundo corresponde a aguas subterráneas almacenadas en formaciones geológicas llamadas acuíferos, del 70 % restante, el 69 % se encuentra en estado sólido, y solo el 1 % del agua dulce del planeta circula sobre la superficie del suelo conformando las aguas superficiales.

Este año, la ONU ha querido destacar la importancia de aquella porción de agua que se encuentra bajo nuestros pies y que es invisible para nosotros, pero que es vital para el funcionamiento del planeta y supone la mayor reserva de agua potable en las regiones habitadas por humanos, las “aguas subterráneas” bajo el lema: “Haciendo visible lo invisible”. Mas del 30 % del agua potable en el mundo proviene de los acuíferos, es decir, el agua subterránea representa en promedio casi la tercera parte del agua consumida por el ser humano, pero en algunas zonas del mundo, este porcentaje alcanza el 100 %. A nivel económico, el agua subterránea es fundamental, ya que un 43 % del agua destinada para el riego y la producción de alimentos a nivel mundial, corresponde a este recurso hídrico, y representa casi una tercera parte del agua para la industria. A nivel ambiental, el agua subterránea es importante para mantener el flujo base que sustenta ríos, lagos, vegas y bofedales, fundamentales para la salud de estos ecosistemas (International Groundwater Resources Assesment Centre – UNESCO).

En Chile, el agua subterránea juega un rol relevante para la población, la economía y el medio ambiente; sin embargo, la información disponible para comprender su funcionamiento y evaluar sus reservas parece escasa. En la actualidad y en el marco del Nuevo Código de Aguas, se está abordando una temática relacionada con la gestión sustentable de los acuíferos que permita su protección limitando el otorgamiento de nuevos derechos de aguas subterráneas. Es importante destacar, el papel actual de la Autoridad para controlar y revertir en la medida de lo posible, el daño ambiental, social y cultural provocado por la sobre explotación de algunos sistemas sensibles en el norte del país. No obstante, es necesario aunar esfuerzos para garantizar el uso sustentable de los recursos hídricos subterráneos en todo el territorio chileno.

El agua subterránea no es un recurso infinito y al igual que el agua superficial, está siendo agotada por la sobre explotación y la contaminación, principalmente por factores antrópicos como el crecimiento poblacional y factores naturales como el cambio climático. Hoy es necesario generar conciencia, pero sobre todo los invitamos a tomar acciones desde nuestro metro cuadrado en pro de proteger el agua, y junto con las instituciones, generar políticas públicas encaminadas hacia la gestión integrada de los recursos hídricos (agua superficial y subterránea) que permitan su uso sustentable, garantizando su disponibilidad para las generaciones futuras.

Como dice Antoine de Saint Exupéry: “lo esencial es invisible a los ojos”, sin embargo, es posible proteger aquello que es invisible tomando conciencia de su existencia y de su importancia. Las aguas subterráneas son la mayor reserva de agua dulce del planeta: “haciendo visible lo invisible”.

 

 

Juliana Durán Jefa de Especialidad Gestión de Recursos Hídricos y Remediación, Arcadis Chile

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios