Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

Impulsan comisión investigadora tras grave retraso en la construcción de jardines infantiles

Comparte esta noticia

La diputada Romero denunció que sólo en O’Higgins hay diez recintos que debían estar terminados el año pasado, situación que también se repite en otras zonas.
Anuncios

Con el fin de reunir las 52 firmas que se requieren para solicitar la creación de una comisión investigadora en la Cámara Baja está trabajando la diputada por la Región de O’Higgins e integrante de la comisión de la Familia, Natalia Romero. Esto para  indagar el grave retraso que han sufrido la construcción e implementación de una serie de jardines infantiles en todo el país.

La parlamentaria mencionó la compleja situación que se vive en O’Higgins, donde son diez los jardines que debían ser inaugurados el 2022, pero que debido a distintas razones aún no están terminados (Ver recuadro)

Además, hizo referencia al desembolso que realizó la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI) de más de mil millones para la construcción y remodelación de tres recintos en la Región del Biobío, dos de los cuales -a la fecha- están a medio terminar y uno que ni siquiera comenzó. Situación que también se repite en Valdivia donde llevan más de diez años esperando por la entrega de un jardín infantil o en Temuco, donde algunas construcciones se encuentran paralizadas pese a llevar entre un 85% y 90% de avance.

“Estamos viviendo una verdadera crisis en la educación parvularia que está pasando desapercibida. Producto del alza en los precios de los materiales que hubo durante la pandemia, muchas empresas dejaron inconclusa la construcción de decenas de jardines infantiles en todo el país, provocando un grave retraso en su entrega que, hasta el día de hoy, no ha sido solucionado por las autoridades de turno”, cuestionó la diputada Natalia Romero, advirtiendo que sólo en nuestra región son alrededor de mil cupos los que consideran los nuevos recintos.

COMISION INVESTIGADORA

Por lo expuesto anteriormente es que la parlamentaria UDI aseguró que es “permanente” y “más que justificable” la creación de una comisión investigadora en la Cámara de Diputados, a la que puedan asistir “las autoridades del Ministerio de Educación y de la JUNJI, además de la Contraloría, representantes de las empresas constructoras o el Consejo de Defensa del Estado (CDE), puesto que muchos de los proyectos en carpeta se encuentran judicializados debido al cobro de las boletas de garantías”, dijo.

En esa línea, Romero aseguró que desde hace más de un año que viene oficiando a la JUNJI y a la Subsecretaría de Educación solicitando que “transparenten cuáles van a ser las medidas que adoptarán para solucionar la actual crisis, como también a la Contraloría Regional de O’Higgins para que puedan iniciar una auditoría y un examen de cuentas a los gastos que han sido desembolsados”, detalló.

Anuncios

Por lo que la parlamentaria añadió “Esperamos contar con el respaldo de todos los parlamentarios para poder construir esta comisión investigadora, porque nuestro objetivo no sólo es determinar las responsabilidades políticas que han derivado en un enorme retraso en la construcción de los jardines infantiles comprometidos; sino que también buscar una solución en beneficio de miles de familias chilenos”, sostuvo la legisladora.

En este tema, nuevamente nos comunicamos con JUNJI regional, desde donde nos indicaron  “Como dirección regional de JUNJI hemos establecido instancias de reunión y diálogo con la diputada Natalia Romero, así como con otros parlamentarios, parlamentarias y entidades. Como institución hemos abordado y transparentado toda la información con el objetivo de avanzar en la construcción de los jardines infantiles que presenten algún tipo de retraso; porque estamos comprometidos con la educación inicial y con la entrega de los mejores espacios para niñas, niños y familias. Seguiremos avanzando con el compromiso de fortalecer aún más el trabajo intersectorial y colaborativo con todas las contrapartes”, dijo la directora regional Junji O’Higgins, Marjorie Alzamora Rojas.

JARDINES INFANTILES JUNJI SIGUEN A LA ESPERA DE CONCLUIR SUS OBRAS

Ocho jardines infantiles en la Región de O’Higgins continúan en espera de la conclusión de sus obras, a pesar de las expectativas de finalización de éstas durante el año 2023. La situación surge después de que JUNJI O’Higgins, en mayo del presente año, se comprometiera a buscar financiamiento a través del Gobierno Regional para completar la construcción. Estos proyectos, con un avance de entre el 60% y el 95%, se vieron interrumpidos debido a la decisión de las empresas contratistas de poner término anticipado a sus contratos. En ese momento, dos proyectos que no estaban bajo Término Anticipado de Contrato (TAC) los que en mayo de este año se  anunciaron para su pronta relicitación

En esa fecha, 3 jardines JUNJI que estaban con Término Anticipado de Contrato iban a salir a licitación: Miraflores de Chimbarongo (47% de avance), San José de Codegua (90% de avance), Parral de Purén en Coltauco (70% de avance). Adicionalmente, se informó que todos los jardines con un avance superior al 85%, pero con TAC, serían presentados al Gobierno Regional para obtener financiamiento y concluir sus obras.

Recordemos que el Programa de Aumento de Cobertura de JUNJI, programado para el periodo 2014-2019, tenía como objetivo proporcionar 528 cupos para niños de la región de O’Higgins una vez que entraran en funcionamiento; no obstante, desde esa fecha ha ido mostrando una serie de traspiés que han afectado la entrega de salas cunas y jardines infantiles en las comunas de Graneros, Machalí, Peralillo, Las Cabras, Chimbarongo, Codegua y Coltauco afectando a miles de niños de la zona.

Después de un informe de Contraloría Regional en mayo del año pasado, la diputada Romero consultó a JUNJI sobre el estado de los proyectos educativos, obteniendo como respuesta que se encontraban detenidos por trámites administrativos, liquidación de contratos, multas y procesos judiciales. En resumen, nulo avance.

Anuncios

PROYECTOS INCONCLUSOS

En abril de 2017, iniciaron sus obras varios jardines infantiles, como Santa María de Machalí, Villa Los Torunos en Graneros y Parral de Purén en Coltauco. Estos, junto con los jardines infantiles Miraflores en Chimbarongo, San José de Codegua, Lomas de San Isidro de Peralillo, Arturo Pérez Canto de Las Cabras y Coltauco, forman parte del Programa de Ampliación de Cobertura de JUNJI periodo 2014 a 2019.

Pero ¿qué tienen en común estos jardines infantiles?, se trata de establecimientos educacionales que han esperado más de cinco años para ver sus puertas abiertas y a pesar de contar con un avance físico significativo, la paralización de las obras debido a incumplimientos por parte de las empresas constructoras ha llevado a la imposibilidad de concluirlos. Algunos de estos jardines, con avances cercanos al 99%, se mantienen bajo Término Anticipado de Contrato desde el 2018 y el 2019.

Recordemos que a fines de 2018 estaba presupuestado el debut del programa “Más salas cunas y jardines para Chile”, impulsados durante el gobierno de Michelle Bachelet que comenzó a ejecutarse en el año 2014; no obstante, a varios años del inicio de esa buena intención en que debiera haber más y mejores jardines destinados a la educación de preescolares; algunos aún se encuentran pendientes.

Este año, desde JUNJI en el mes de mayo nos detallaron que el Jardín Santa María de Machalí que cuenta con un 80,4% de avance, se fue a TAC por segunda vez en marzo de este año. El Jardín Infantil Villa Los Torunos de Graneros que presenta un 99% está con TAC de abril de este año por segunda vez.

Realidad a la que se suma el Jardín Infantil Lomas de San Isidro de Peralillo que presenta un 99,9% de avance en sus obras; no obstante, a fines de abril del 2022 al igual que los dos establecimientos anteriores se fue a TAC. Similar situación en su construcción presenta el Jardín Infantil San José de Codegua que tiene 99,5% de avance en sus obras, pero que se mantiene con TAC de enero del 2019.

A esta realidad se suma el Jardín Parral de Purén de Coltauco que tiene un 99,9% en su construcción pero de noviembre del 2018 se mantiene con sus obras paralizadas. Ya con gran parte de su construcción realizada está el Jardín Infantil Miraflores de Chimbarongo que tiene un avance físico del 94,5% pero que al igual que el anterior, de noviembre de 2018 se mantiene con TAC.

Anuncios

Por su parte, el Jardín Infantil Arturo Pérez Canto de Las Cabras que inició sus obras en 2016 cuenta con un 67,8% de avance, pero está con TAC por segunda vez de mayo de 2021. La situación persiste, y los jardines infantiles continúan a la espera de concluir sus obras, mientras cientos de niños aguardan por un cupo para potenciar sus conocimientos de la primera infancia.

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios