Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diario Digital

Lee la Edición de Hoy

En Rancagua: Compañeros de labores de APS despiden a querido conductor del Cesfam 5

Comparte esta noticia

Anuncios
  • Jorge Jiménez Castro dejó un imborrable recuerdo de cordialidad, alegría y vocación de servicio.

 

POR: G.A.A.

 

Producto de un cáncer de estómago fulminante el miércoles 24 de agosto falleció Jorge Jiménez Castro, querido conductor del Cesfam 5 Rancagua Dr. Juan Chiorrini, noticia que sorprendió a su familia y sus compañeros de labores y a toda la comunidad de la salud primaria.

Fue por esto por el cariño que sentían ante la disposición, buena voluntad y amabilidad del funcionario que trabajó por más de 15 años en el consultorio y en el SAPU, es que el viernes recién pasado, día de su funeral que sus compañeros de labores y de la salud primaria de Los Talaveras 0444 le realizaron una sublime despedida en su honor.

Ésta partió en su lugar de trabajo donde se le rindió un emotivo pie de cueca al hombre de  la Poblacion Diego Portales dedicado a su familia, al campo y las tradiciones, amante de la cueca y las tradiciones.

Luego el cortejo que escoltado por ambulancias de la red asistencial avanzó en dirección al Parque El Sendero de Alameda, fue pasando por distintos consultorios en que con canciones, aplausos y muchas muestras de cariño de sus colegas se le dio las gracias al hombre humilde, servicial y de noble corazón que dejó un imborrable recuerdo de cordialidad, alegría y vocación de servicio.

EN MEMORIA DE JORGE JIMÉNEZ CASTRO

En sus redes sociales, el Cesfam 5 Rancagua publicó estas palabras ante la partida del funcionario “hay hombres, que luchan un día y son buenos, hay quienes luchan un año y son mejores, hay quienes luchan muchos años y son muy buenos, hay quienes luchan toda la vida, esos son imprescindibles”

Hoy nos toca despedir

con mucha tristeza

a un hombre muy humilde

y lleno de nobleza.

 

Nosotros desde acá

seguiremos su rastro

sin soltar nuestras manos

don Jorge Jiménez Castro.

 

Nadie pudo imaginar

el momento tan repentino

no depende de nosotros

son cosas del dios divino.

 

Siempre una buena palabra

siempre con una sonrisa

algo había que solucionar

Jorgito corría de prisa.

 

A todo ponía el hombro

siempre de buena intención

cuando algo se hace

se hace de corazón.

 

Más duele su partida

aunque a todos nos llega

respetuoso y cordial

con los compañeros de pega.

 

Dedicado a su familia

al campo y las tradiciones

disfrutaba de la vida

entre cuecas y canciones.

 

No le decimos adiós

tenemos la seguridad

que en algún momento

nos encontraremos por allá.

 

San Pedro y compañía

ya le tienen su lugar

hombres como don Jorge

cuesta mucho encontrar.

 

Entonces hasta pronto

lo decimos en un grito

Dios lo tendrá en su reino

vuela alto querido Jorgito!!

Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios
Anuncios