Síguenos

Revista Agro

Placillanos intercambiaron semillas ancestrales en pos de su conservación

Publicado

el

El intercambio de semillas es una iniciativa que cada vez toma más fuerza en el país. Ya lo han hecho entidades expertas como la Universidad de Chile y su facultad de Ciencias Agronómicas con el fin de mantener vivo y en resguardo aquellas semillas endógenas chilenas. La idea de estas actividades es que cada participante llegue con sus semillas e intercambie con otros aquellas especies que no posee y desea plantar. En el caso de las instituciones que buscan preservar la tradición genética, estas aprovechan la oportunidad de recolectar semillas originarias para conservarlas en lugares específicos dedicados al resguardo de la historia genética vegetal del país. La idea es que este patrimonio agrícola nunca termine.

Fue así como hace algunas semanas, la comuna de Placilla, a través de su oficina de Medioambiente junto a Prodesal organizaron este evento de intercambio que tuvo una acogida masiva no solo entre los placillanos sino también con la presencia de habitantes de comunas vecinas.

El jefe de operaciones de INDAP O’Higgins, Alvaro Gálvez, manifestó que “el rescate de estas semillas ancestrales es velar por la soberanía y seguridad agroalimentaria del país, es contar con una rica historia de sabores donde las semillas locales y adaptadas entregan potencial a nuestros alimentos más preciados. Creo que es vital que nos sumemos a impulsar este tipo de iniciativas, porque el desarrollo endógeno alimentario del país es relevante para poder generar sustentabilidad en la economía”, precisó. Gálvez a su vez destacó la gran presencia de mujeres en el encuentro, lo que a su juicio demuestra la preocupación especial de ellas por este tema, quienes llevaron a la cita semillas de maíz, porotos, sandía, tomates y quínoa, entre otras. Desde el punto de vista medioambiental, dijo que INDAP ha asumido una apuesta importante, y que la posibilidad de usar semillas autóctonas permitiría ir supliendo el uso de pesticidas que está asociado a paquetes de las grandes empresas.

Ximena Guzmán, pequeña agricultora del sector Puente Negro, dijo que esta fue una muy buena idea, que espera replicar en octubre en San Fernando a través de la Asociación Gremial Comunal de la Agricultura Familiar de dicha comuna. “Esto es la base del cuidado de nuestro patrimonio agroalimentario. La idea es crear redes que nos hagan posible cuidar esto que tenemos”, dijo.

La casona del empresario y gerente de la Empresa Greenvic, Jorge Salazar Urzúa, fue el lugar de encuentro que concitó a los pequeños productores de la región de O’Higgins y Bío Bío, y asesores técnicos del Prodesal-INDAP, el alcalde de Placilla, Tulio Contreras, y los concejales Cristian Contreras, Hernán Santa María y María Teresa Mora.

Actualidad

Consejo Regional aprobó $710 millones de pesos para inversiones en la pequeña agricultura

Publicado

el


-Dichos recursos se suman a los $856 millones de pesos aprobados recientemente para proyectos de riego y de una red de mercados campesinos; lo que totaliza un aporte del CORE de $1.566 millones de pesos.

Un significativo apoyo para el fortalecimiento y desarrollo de la agricultura familiar campesina de O’Higgins entregó el Consejo Regional (CORE), al aprobar $710 millones de pesos para proyectos de inversiones que apunten a la modernización y sustentabilidad de la pequeña agricultura.

El SEREMI de agricultura, Joaquín Arriagada, señaló que “estos recursos se suman a los $856 millones de pesos aprobados recientemente para proyectos de riego y la implementación de una red de mercados campesinos, lo que totaliza un aporte del CORE de $1.566 millones de pesos para este año, en beneficio de pequeños agricultores, así que estamos muy agradecidos del trabajo de los consejeros y obviamente de nuestro Intendente, Juan Manuel Masferrer, que nos apoyó en estos proyectos”.

El director regional de INDAP, Juan García, también agradeció el apoyo del Intendente, del gobierno regional y del Consejo Regional; indicando que “es clave para llegar con más y mejores herramientas a nuestros productores”. Agregó que la agricultura familiar campesina de la región de O’Higgins “es un sector importante, no solo por la cantidad de personas que de él dependen, sino también porque es un real aporte a la productividad de la región”. “Por tanto –dijo– es relevante cualquier esfuerzo que podamos hacer como INDAP y como Ministerio de Agricultura para aumentar los recursos disponibles, al igual que la velocidad de reacción frente a los desafíos”.

Subrayó que “la modernización del sector es clave para nuestros agricultores, pues muchas veces ellos no cuentan con más alternativas de financiamiento para enfrentar las inversiones necesarias para aumentar su productividad. Por ello, estamos muy agradecidos del apoyo recibido a través de estos recursos que van en beneficio de nuestros usuarios”.

PROGRAMA DE INVERSIONES

Los 710 millones que aportará el Consejo Regional se destinarán a un Programa de Inversiones para la Modernización y Sustentabilidad de la Agricultura Familiar Campesina; el cual se estructura en función a un “llamado a concurso” bajo la normativa del Programa de Desarrollo de Inversiones, al que podrán postular usuarios y potenciales usuarios de INDAP de todas las comunas de la región.

Uno de los objetivos es apoyar a los pequeños productores agrícolas a través del cofinanciamiento de inversiones orientadas a innovar y modernizar la agricultura de la región de O’Higgins. También se busca mejorar la competitividad del sector a través del cofinanciamiento de inversiones orientadas al cumplimiento de requisitos de inocuidad y calidad de los productos; cofinanciar inversiones destinadas a incorporar tecnologías que faciliten procesos y cofinanciar inversiones tendientes a modernizar la agricultura y enfrentar desafíos del cambio climático.

Como ya se indicó, la entrega del incentivo se realizará sobre la base de un llamado a concurso regional con un monto definido por rubro y/o territorio.

Para los proyectos de inversión en el rubro berries se destinará la suma de 200 millones de pesos. Las iniciativas estarán orientadas al recambio de variedades, renovación de huertos, infraestructura predial, cumplimiento de normativas, mecanización y otras.

Para inversiones en el rubro hortalizas también se asignarán 200 millones de pesos. Este rubro es desarrollado en forma transversal en la región, con un fuerte énfasis en las comunas del valle central. Los proyectos estarán destinados a incorporar tecnología, inocuidad, mecanización y otros.

Para frutales habrá 200 millones de pesos y los proyectos estarán orientados a la incorporación de nuevas variedades, mecanización, tecnologías para disminuir impacto de heladas, granizos, infraestructura productiva, BPA.

Para inversiones en modernización y sustentabilidad de la agricultura familiar campesina habrá 110 millones de pesos; estarán orientadas a proyectos del rubro ganadero (ovino y bovino) y otros rubros emergentes que requieren realizar inversiones que mejoren su competitividad.

Anteriormente, el CORE aprobó para este año un aporte de 51 millones de pesos para la Red de Mercados Campesinos que tiene como objetivo mejorar la comercialización de los productos de los pequeños agricultores.


Además, se aprobaron el Programa de Mejoramiento de sistemas de riego en la pequeña agricultura, por un monto de 303 millones de pesos; y el proyecto Mejoramiento de la disponibilidad y gestión del recurso hídrico, por 502 millones de pesos.

Continuar Leyendo

Actualidad

INDAP invertirá dos mil millones de pesos en recuperación de suelos agrícolas de la región

Publicado

el

A aproximadamente dos mil millones de pesos alcanzará este año en la Región de O’Higgins la inversión de INDAP en el Programa Sistema de Incentivos para la Sustentabilidad Agroambiental de los Suelos Agropecuarios (SIRSD-S), cuyo objetivo es recuperar los suelos agropecuarios degradados y mantener los ya recuperados.


Esta iniciativa corresponde a un instrumento de fomento del Ministerio de Agricultura, que ejecutan el SAG con los agricultores de mayor desarrollo productivo e INDAP con la Agricultura Familiar Campesina. A través de este programa se entregan recursos financieros para apoyar a los agricultores en diversas prácticas que buscan conservar los suelos y disminuir la erosión.
Este año, en la región INDAP realizará 4 concursos del Programa SIRSD-S, que beneficiarán a aproximadamente 2.150 pequeños productores agrícolas.


En el primer concurso SIRSD-S de este año, los incentivos asignados correspondieron a 228 millones 344 mil pesos, para 229 planes de manejo y resultando favorecidos 221 usuarios. Las principales prácticas financiadas correspondieron a aplicación de guanos, establecimiento de praderas permanentes, control de cárcavas, construcción de cercos y aplicación de fertilizantes de base fosfatada.


El segundo concurso está en desarrollo y es dirigido a suelos de secano y riego. Postularon 578 pequeños agricultores por un monto total de $644.010.942. El concurso se encuentra en periodo de reconsideración y las principales prácticas postuladas son manejo de rastrojos, nivelación con pala mecánica, arado cincel, arado subsolador, establecimiento de alfalfa, construcción de cercos y aplicación de fertilizantes de base fosfatada.


El tercer concurso es para suelos de secano y riego; está en periodo de evaluación. Postularon 701 usuarios por un monto superior a los 713 millones de pesos.


Respecto del cuarto concurso, está en etapa de preparación de las bases de postulación. El 2018, INDAP realizó tres concursos del Programa SIRSD-S, que benefició a más de mil 800 pequeños agricultores y permitió intervenir una cifra superior a las 9 mil hectáreas en la región.

OTROS ANTECEDENTES
Byron Blamey, encargado regional de SIRSD-S de INDAP, señaló que en la Región de O’Higgins, la mayor degradación de los suelos se registra en el secano, principalmente debido a los bajos niveles de materia orgánica, bajos niveles de fertilización y a la exposición de estos a las lluvias y vientos. Por ello, el principal foco de atención para el programa en el secano es intervenir con prácticas que contribuyan a mejorar el potencial de los suelos.


Además, en el secano, para que los suelos no queden descubiertos, el programa incentiva el establecimiento de praderas permanentes, principalmente para aquellos agricultores(as) que explotan el rubro ganadero.


También, ante la pérdida de materia orgánica el programa interviene con la aplicación de enmiendas orgánicas como guano de aves y manejo de rastrojos.


Asimismo, en el secano se está interviniendo con la práctica de zanjas de infiltración y canales de desviación en superficies inclinadas, con lo que se evita el escurrimiento del agua lluvia y con ello la erosión.


El director regional de INDAP, Juan García, destacó que “la recuperación de suelos degradados es una herramienta fundamental para nuestros pequeños productores agrícolas, puesto que les ayuda a recuperar la condición de fertilidad y/o erosión del recurso que en muchos sitios de la región es crítica, como por ejemplo nuestra zona de secano”. Agregó que esta intervención permite en parte contener los efectos de la degradación histórica de estos sectores y que, si bien no soluciona el problema, entrega posibilidades a los agricultores de avanzar año a año en la recuperación de una parte de sus predios a través de prácticas de manejo, establecimiento de cubiertas vegetales, adición de nutrientes, entre otras prácticas.


En tanto, el Seremi de Agricultura, Joaquín Arriagada, invitó a los agricultores beneficiarios de INDAP a participar de estos concursos, a través de la presentación de un plan de manejo y un informe técnico que debe ser elaborado por un operador acreditado.


Explicó que “quienes resulten seleccionados podrán optar a un incentivo de hasta un 80%, según el plan. El Presidente Piñera ha puesto en el centro del programa agrícola la agricultura familiar campesina, por eso seguiremos levantando recursos que van en su desarrollo productivo, sobre todo en programas como éste que ayudan a recuperar suelos degradados».

Continuar Leyendo

Destacada

Buscan potenciar la asociatividad para desarrollar la pequeña agricultura de la región

Publicado

el

  • En esa línea, representantes de cooperativas campesinas se reunieron en Rancagua con el experto internacional en cooperativismo, Corné de Louw.

¿Podrán crecer y llegar con sus productos a importantes mercados? El Ministerio de Agricultura está convencido que es posible y por ello está dando un fuerte impulso a apoyar la asociatividad de los pequeños agricultores.


En esa línea, representantes de las cooperativas campesina Coopeumo, Cooproquinua y Malloa Coop se reunieron este jueves, en oficinas de la Seremía de Agricultura, con el experto internacional en cooperativismo moderno, Corné de Louw. Este destacado profesional es gerente del proyecto de agronegocios y desarrollo de cooperativas de Rabo Partnerships, unidad consejera de Rabobank.


Corné de Louw, junto a un equipo internacional y nacional, fue contratado por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) para realizar un diagnóstico y ver cómo Chile puede desarrollar la asociatividad y el cooperativismo moderno.


Al inicio de la reunión, el Seremi de Agricultura, Joaquín Arriagada, y el director regional de Indap, Juan García, destacaron la importancia de la asociatividad y el cooperativismo moderno para el desarrollo de la pequeña agricultura.


“Como Ministerio –señaló Arriagada- hemos puesto la asociatividad en el centro del desarrollo de la pequeña agricultura. Vemos con mucha ilusión que el cooperativismo pueda tornarse uno de los ejes centrales para el desarrollo de los pequeños productores”.


Agregó que para avanzar bien en ese gran objetivo se requiere tener buenos diagnósticos y buenos planes. “Para ello –explicó- hemos solicitado el apoyo de los expertos más importantes a nivel mundial en el tema. Así, el asesor de una de las cooperativas más grandes del mundo, que es Rabobank, está trabajando con nosotros. Corné nos está apoyando para desarrollar un modelo que sea sostenible en el tiempo, que permita a los pequeños productores sacar adelante los desafíos que se vienen con la globalización y ser partícipes de los mercados globales que nos ofrecen tremendas oportunidades, pero también grandes desafíos.


El experto Corné de Louw –quien vino acompañado de Brenda de Swart, gerente Sustentabilidad Rabo Finance Chile- calificó como “muy interesante” la reunión con los representantes de las cooperativas campesinas; agregando que “es inspirador conocer agricultores comprometidos”. Asimismo, expresó que es importante “entender los desafíos de los agricultores, trabajar en las brechas y desarrollar soluciones a medida para el desarrollo del modelo corporativo”.


Por su parte, Lautaro Díaz, presidente de la cooperativa Cooproquinua; y Rolando Escobar, presidente de Coopeumo, manifestaron que la reunión fue muy provechosa.


En tanto, el director regional de INDAP, Juan Garcia, señaló que “la posibilidad de trabajar con un especialista como Courné de Louw y su equipo en esta temática y aprender como sector de su experiencia en el desarrollo de cooperativismo a nivel mundial, es una oportunidad para nuestra agricultura familiar campesina, sus asociaciones y su futuro”.


Subrayó que “la forma en que podremos como sector enfrentar los desafíos que tienen los mercados hoy y hacia adelante es trabajando juntos, logrando establecer prioridades y enfocándonos en conjunto cómo vamos superando las barreras para llegar a nuevos mercados”.

Continuar Leyendo
Anuncio Publicitario
Anuncio Publicitario
Anuncio Publicitario

Síguenos en Facebook

Lo más visto

Oficial Carlos María O'Carrol 518, Rancagua, Chile - Mesa Central: +56 72 232 7400